Formación Profesional Dual

El nuevo escenario socioeconómico internacional se está caracterizando por la implantación de pautas de comportamiento notablemente tecnológicas y dirigidas hacia la adquisición de pro­fesionales mucho más cualificados y versátiles.

 

En este escenario, el Perú lamentablemente aún cuenta con una desconexión entre la oferta y la demanda de profesionales, debido a que los jóvenes no conocen las necesidades de los sectores productivos y por su parte, las  empresas necesitan contratar personal especializado, que al no ser encontrado acá, las obliga a contratar personal extranjero o incurrir en gastos de capacitación.

 

Ante este problema, la Formación Profesional Dual intenta dar respuesta aplicando un sistema de aprendizaje ya contrastado, que es capaz de aportar conocimientos y experiencia a la vez, posi­bilitando el acceso inmediato del estudiante-aprendiz al mundo laboral.

 

Formación Dual

La formación dual es una modalidad, ya contrastada en otros países, de oferta académica y formativa localizada fundamentalmente dentro del ámbito de la formación profesional. Se caracteriza por la alternancia combinada de los procesos de enseñanza y aprendizaje en la empresa y en el centro de formación. 

Bajo este sistema el aprendiz recibe orientaciones tanto del tutor académico, como del instructor de la empresa asociada con la finalidad de efectuar labores prácticas en las que aplica de forma directa los conocimientos teóricos adquiridos. A tal fin, es fundamental el rol de la empresa, ya que solo allí existen las posibilidades de aprendizaje en situaciones reales, permitiendo al aprendiz obtener la experiencia y competitividad profesional que necesita.

La implementación del sistema dual puede realizarse en principio en diferentes combinaciones de lugares de aprendizaje, con distintos porcentajes en cuanto a objetivos. De este modo, las fases prácticas en empresas pueden ser graduadas en intensidad de acuerdo a cada contexto.

 

Valores Agregados

Para la empresa: 

 

  • Se adapta con mayor rapidez a los cambios del mercado de trabajo.
  • Tiene la ventaja de asegurar la mano de obra calificada, que pueda continuar trabajando en la empresa tras la finalización del periodo formativo.
  • Se reducen los costos de adaptación, incrementa la motivación y fidelidad a la empresa, impulsa la especialización y mejora la productividad de los empleados.
  • Las empresas y los trabajadores, a través de las organizaciones empresariales y los sindicatos, influyen en los contenidos de cada profesión y en la organización de la formación profesional.

 

 

Para el estudiante - aprendiz: 

 

  • Se forma eficazmente en aquellas materias necesarias para el desempeño de su futura actividad.
  • Sus conocimientos teóricos se ven enriquecidos y actualizados de forma inmediata con la práctica orientada fundamentalmente al desarrollo de sus habilidades técnicas.
  • Acabada de la formación, hay muchas posibilidades de continuar trabajando en la empresa y cuenta además con buenas perspectivas laborales.
  • Se encuentran motivados al recibir una remuneración que se va incrementando cada año con su nivel de capacitación.
  • Obtiene un certificado oficial al culminar su preparación.

 

 

Para la economía del País: 

 

  • El sistema garantiza la conexión entre la formación profesional de los jóvenes y las necesidades del mercado de trabajo, lo que en consecuencia reduce la tasa de  desempleo.
  • El hecho de que los jóvenes se capaciten en las profesiones demandadas por las empresas, hace que éstas últimas sean mucho más competitivas.

 

 

Jannelle Boss

Gerente Formación Profesional
y Capacitación Laboral
Tel. 51-1-441 86 16
pb@camara-alemana.org.pe